¿Qué esperamos de primero? (Con dinámica de iniciación al aprendizaje cooperativo)

Como sabéis el aprendizaje cooperativo es una “nueva” tendencia que está empezando a implantarse en muchas escuelas, ya que para lograr un cambio real en nuestro sistema educativo no solo vale con cambiar leyes (como muchos creen) si no que para que ocurra, entre otras muchas cosas, necesitamos cambiar nuestra manera de proceder dentro del aula.

 

El aprendizaje cooperativo es una vuelta de tuerca más allá del trabajo en equipo. Atentos aquí, porque mucha gente todavía lo confunde. En un actividad en trabajo en equipo, un grupo de personas son las encargadas de realizar X tarea. Pero esto no  nos garantiza que todos colaboren, se ayuden unos a otros y extraigan en realidad todo el jugo posible a la actividad planteada. Trabajar cooperativamente significa que cada persona dentro de un grupo es responsable de una actividad pero todos dependemos del resto para llegar a realizar el fin propuesto. De manera que todos deben colaborar, ayudarse y esa responsabilidad individual de cada uno de los componentes es igual de importante para todos para llegar al fin propuesto. Interactuamos, dependemos de nuestros compañeros y de esta manera el proceso es más enriquecedor.

La dinámica que quiero compartir hoy podemos utilizarla desde los cursos más inferiores (yo la realicé en dos cursos diferentes de 3 Infantil con buen resultado) para iniciar a nuestros alumnos en esta manera de trabajo.

En mi clase de primero de primaria realizamos esta dinámica dentro de la actividad

¿Qué esperamos de primero?

En una primera sesión intentamos visualizar, mediante técnicas de respiración y relajación, el último día de fin de curso. Una vez allí intentamos expresar qué tipo de situaciones/anécdotas les hubiera gustado hacer o aprender a lo largo de todo el curso de primero. Salieron muy buenas ideas por parte del grupo, sobretodo ideas de temáticas de proyectos que es lo que más les motiva.

Recopilé estas “peticiones” y escribí once frases en papel para realizar un móvil para la clase.

La segunda sesión consistió en la dinámica en sí:

En grupos de tres, cada alumno tenía un material y una tarea diferente:

Colaborador 1: tijeras y papel con la frase

Colaborador 2: tijeras y cartulina

Colaborador 3: pegamento

El primer colaborador es el encargado de recortar a su gusto la hoja de papel con la frase escrita. El segundo debe decidir el tamaño de la cartulina y recortarla y el tercero se encarga de pegar la frase en papel en la cartulina. Para darles más responsabilidad a cada alumno, en este caso ellos fueron los encargados de decidir quien realizaba cada función, debiendo ponerse de acuerdo entre ellos.

Dinámica

Como veis, cada uno de los colaboradores tiene una función y todos necesitan del resto del equipo para acabar de realizarla. Aún así, durante el proceso, en este nivel, los colaboradores hablan y se ayudan entre sí para decidir cómo proceder, aunque el encargado de cada tarea esté ya preestablecido.

Dinámica

Trabajamos así el trabajo personal, pero a la vez, a respetar las decisiones del resto del grupo y adaptar nuestro trabajo a dichas decisiones. También aprendemos a respetar los tiempos del resto del equipo y aceptar esperar nuestro turno para seguir con el proceso de trabajo.

Dinámica finalizada

La última sesión consistió en pegar estas cartulinas en otras que tenía preparada en forma de puzzle, para simbolizar que necesitamos encajar todas las piezas, y colgarlas en la clase.

Forma de puzzle

Como veis, la dinámica puede utilizarse para lograr diferentes objetivos, el nuestro era la realización de un móvil que nos recuerde cada día que entramos en clase, porqué estamos allí (para aprender, para hacer cosas que nos gustan etc)

És una dinámica muy fácil de utilizar si se explica bien cada función, para iniciarse en este método de trabajo.

Nosotros ya tenemos colgado nuestro móvil en el aula aunque puede que a lo largo del curso pierda importancia para el grupo y deba esperar su lugar guardado en algún armario (cuando trabajas por proyectos, el aula siempre se queda demasiado pequeña). Pero es que realmente esta actividad acabará en fin de curso, donde los peques podrán comprobar si han hecho/aprendido o no aquellas ideas que plasmaron al empezar. Yo estoy segura de que así será, y seguro que en ese momento, podrán sentirse muy orgullosos de todo lo que han logrado.

Móvil

¿Qué os ha parecido esta dinámica? ¿La conocéis? ¿La utilizáis?

¡Contadme!

 

CC BY-NC-SA 4.0
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 4.0 International License.

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà